Hablemos de progreso

Quienes dicen que “estoy en contra del progreso” por defender el suelo que habito se equivocan, quizá porque no me conocen. Quienes me conocen contarán mi historia sin caer en vanidades.

La Real Academia define “progreso” en dos acepciones:
1-Acción de ir hacia adelante
2-Avance, adelanto, perfeccionamiento

Sobre la base de ello, “progreso” en un área de Reserva de Biósfera sería “lograr el mayor cuidado posible del entorno natural en que vivimos, valorizándolo para su uso y disfrute por las generaciones futuras”. Nunca menos que ello. El principio de progresividad y no regresividad debe tender a mejorar las condiciones actuales, no a empeorarlas.

Definitivamente, no estoy en contra de ESE progreso en materia de conservación.

Podría avanzar más y sostener que “progreso”, en un área protegida, es “el aprovechamiento –no invasivo, no lesivo– del espacio y los recursos naturales, convirtiéndolos en atractivo turístico, valorizando su diversidad respecto de las áreas circundantes”.

Sigo estando a favor de ESE progreso en materia de turismo

Puedo ampliar más mi definición, e incluír dentro de mi definición de “progreso” -siempre dentro de un área de Reserva como la que habito- a “la concreción de obras de infraestructura y saneamiento que aprovechen las energías renovables y minimicen tanto la emisión de residuos sólidos urbanos como la de gases de efecto invernadero y la de aguas grises y negras, aprovechando éstas últimas mediante un VERDADERO¹ proceso de biodigestión, que permita aprovechar tanto el biol producido como fertilizante, como el metano como gas para cocina, y la enorme cantidad de biomasa (poda y corte de pasto, papel) utilizable para calefacción, empleando tecnologías de combustión completa² –pirólisis- con mínimas emisiones y residuos

A esto llamo un verdadero progreso en materia medioambiental.

Puedo seguir ampliando mi definición de “progreso”, favoreciendo “la creación de huertas individuales y comunitarias que permitan una alimentación más sana y equilibrada, generando un ahorro en las familias residentes y aún en las visitantes, empleo genuino, comercio justo, y un uso responsable del suelo”.-

Definitivamente apoyo –cultivo mi propia huerta- el progreso hacia la soberanía alimentaria. Y sería fantástico que mayor cantidad de gente lo intentara.

Voy más allá, en esta definición cada vez más grande de “progreso”, y sostengo que favorecer la instalación de las llamadas “Empresas B”³ o “de triple impacto” (económico, social y ambiental) mediante –por ejemplo- exenciones impositivas o programas de apoyo a la generación de empleo. En nuestro país hay –apenas- 74 “Empresas B” certificadas.-

Tampoco me opongo a este tipo de emprendimientos que consideran “progreso” al éxito en sus tres pilares: El económico, el social y el ambiental.

El progreso, como puede verse, tiene múltiples facetas, y de las expuestas hasta ahora, ninguna me desagrada o vulnera –a mi entender- el espacio común que compartimos.-

Ahora me permito detallar algunas cosas que NO considero progreso:

La falta de respeto a las normas vigentes, tanto en el tránsito como en la construcción, el empleo, la disposición de residuos, el uso de los recursos naturales existentes, el uso asignado al suelo, a los cursos y las napas de agua, al espejo de la Albufera, y un largo etcétera.

La falta de respeto a la idiosincrasia del lugar. Mar Chiquita es un lugar tradicionalmente tranquilo, en el que los residentes y quienes nos visitan vivimos en amplio contacto con la Naturaleza, sus ciclos, su diversidad y pluralidad de espacios.-

Vulnerar esa idiosincrasia pretendiendo actividades nocturnas que no respetan el descanso ajeno, el uso de espacios colectivos para fines contrarios al mismo, la creación de espacios de habitación, esparcimiento y diversión superfluos y artificiales, siendo que nuestro principal valor, nuestra ventaja, es lo natural, aquéllo de lo que disponemos en abundancia, y de lo que poco queda en otros sitios.-

Cualquier tipo de “exclusividad” que –por naturaleza- excluye. Y esto incluye –entre otros factores- la alteración del horizonte visible con construcciones fuera de lugar y norma, el uso para beneficio personal del espacio público, y también el comercio que no ofrece más beneficio que la proximidad, lo que genera que tanto residentes como visitantes hagamos la mayor parte de las compras fuera de la localidad.- Este fenómeno es más que evidente los fines de semana, cuando vemos decenas de familias ocupando los espacios verdes sin ingresar al pueblo, o en las playas en las que –para colmo- nos dejan su basura.-

La multiplicación innecesaria de la superficie urbana del lugar, tanto por cuestiones económicas –Ley de Oferta y Demanda: A mayor oferta de terrenos, menor valor de los mismos-, sino por cuestiones sociales: Mayor demanda de mano de obra no calificada, eventual, contratada precariamente, y  obviamente, también perjuicios medioambientales: Mayor demanda de agua, descarga de efluentes cloacales, generación de residuos, circulación de automotores, ocupación y depredación de los médanos costeros, ocupación de playas, cobertura del suelo impidiendo su drenaje, contaminación visual y sonora, intervención en el hábitat de otras especies, impidiendo su descanso, nidificación, reproducción, alimentación o directamente causándoles la muerte.-

Analicemos ahora el fenómeno que nos tiene divididos como sociedad.
Un barrio privado, cerrado, exclusivo, originalmente vendido como “Náutico”, hoy “Eco”, con desarrolladores  a quienes no pareció importar ni la clandestinidad e ilegalidad manifiesta del proyecto, ni el cambio de significados e idiosincrasias que esto implica.
No son –necesariamente- los mismos consumidores los que pretenden una amarra en una dársena frente a su casa que los que buscan la tranquilidad de una ecovilla.

Puedo llegar a concluír de esto que sus expresiones de respeto por el espacio que pretenden ocupar para su exclusivo lucro y beneficio –nadie habla del que ocuparán para su recreo, que es de todos, ni de qué uso harán del mismo sus clientes– es meramente promocional y esconde la triste realidad que la razón nos advierte.-

Una empresa que busca beneficios, y con argucias legales, presión mediática, y la prepotencia que da el dinero mal habido vendiendo fuera de toda norma un predio no habilitado a tal fin, persiste en su voluntad de avasallar un área de Reserva aún no zonificada dese el órgano de gobierno de la misma por causa de la voluntad política de que ello no suceda, y este vil comercio sí.-

¿No sería a todas luces más adecuado que el Comité de Gestión avance con la zonificación de la Reserva sobre la base de criterios científicos, que se monitoree -como lo pide la sentencia en la acción de amparo- los factores que afectan a toda el área de Reserva (y esto incluye tanto a la población existente como a las que se encuentran en la cuenca hídrica), y la aplicación de acciones de remediación de estos factores previo a aumentar la presión humana sobre un espacio protegido?

Pero no contentos con ello, los desarrolladores libraron al Estado de su obligación de brindar la infraestructura mínima de servicios a los habitantes preexistentes en el lugar, convirtiéndose en virtuales dueños de las napas de las que –aseguran- nos proveerán de agua potable –cosa no demostrada- si a cambio cedemos un pedazo de Reserva para su exclusivo goce y beneficio, convirtiéndonos en rehenes de la situación.-

Y tienen –para colmo- el descaro de hablar de progreso y crecimiento?

Definitivamente no considero la implantación del emprendimiento inmobiliario hoy denominado “Eco Barrio Lagos del Mar” un progreso para Mar Chiquita.

Y me opongo abiertamente al progreso personal de unos pocos a costillas de lo que es de todos los habitantes de la Provincia de Buenos Aires.

El progreso será colectivo. O no será progreso.

¹-Digo “verdadero” porque en los mal llamados biodigestores comerciales ofrecidos como solución mágica a las cámaras sépticas no sólo no se resuelve el problema de los efluentes líquidos, sino que no se produce metanogénesis (formación anaeróbica de gas metano), que requiere de temperaturas ambiente elevadas y –de producirse- el gas metano (más potente que el CO2 contra la capa de ozono) se ventea a la atmósfera.

²-Estufas de doble cámara de combustión (“rocket” o similares) en la que los gases emitidos se reducen a niveles cercanos a cero y los residuos –ceniza- generados son básicamente minerales no-combustibles pero de alto valor como abono.-

³-Empresas basadas en una economía donde el éxito se mide por el bienestar de las personas, de las sociedades y de la naturaleza.

Anuncios
Publicado en Ideas | Deja un comentario

De carneros, ortibas y derechos adquiridos

“¿Saben de qué se hacen los derechos, mis jóvenes?
¿Sienten su olor?
Los derechos son hechos de sudor, de sangre, de carne humana podrida en los campos de batalla, quemada en hogueras!
Cuando abro la Constitución, además de los signos, de los enunciados vertidos en lenguaje jurídico, siento olor a sangre vieja!
¡Veo cabezas rodando de guillotinas, jóvenes mutilados, mujeres ardiendo en las llamas de las hogueras! Oigo el grito enloquecido de los empalados.
Me encontré con niños hambrientos, enriquecidos por inviernos rigurosos, fallecidos a las puertas de las fábricas con los estómagos vacíos!
¡Sofoco en las chimeneas de los Campos de concentración, expulsando cenizas humanas!
Veo africanos convulsionando en las bodegas de los barcos negreros.
Oigo el gemido de las mujeres indígenas violadas.
¡Los derechos están hechos de fluido vital!
Para hacer el derecho más elemental, la libertad,
pasaron siglos y miles de vidas fueron tragadas, fueron molidas en la máquina de hacerse derechos, la revolución!
¿Tú creías que los derechos fueron hechos por los funcionarios que tienen asiento en los parlamentos y tribunales?
que engaño! ¡El derecho se hace con la carne de la gente!
Cuando se deroga un derecho, se pierden miles de vidas …
¡Los gobernantes que usurpan derechos, como buitres, se alimentan de los restos mortales de todos aquellos que murieron para convertirse en derechos!
Cuando se concreta un derecho, mis jóvenes, se eterniza esas miles de vidas.
Cuando concretamos derechos, damos un sentido a la tragedia humana y a nuestra propia existencia.
¡El derecho y el arte son las únicas evidencias de que la odisea terrenal ha tenido algún significado! ”

Si después de leer esto, ud. aun no entendió que otras personas sacrificaron su propia vida para que ud. tenga una mejor vida a través de mejores derechos “conquistados”; entonces seria bueno y muy moral de su parte que ud. no use ni uno de esos derechos para su propia vida y por supuesto poder seguir quejándose tranquilo. (devolver derecho al voto, a la libertad, a la salud, a a la educación, a un salario mínimo, a las vacaciones, al aguinaldo, a las vacunas, a la libre expresión, entre muchísimos otros). Se agradece que apoye y colabore por el bien del pueblo o deje de poner palos en la rueda en quienes militan por el bien común y equitativo.

Raquel Domingues do Amaral
Jueza Federal del Brasil

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

La vida en tu mano

Como todos los años, una pareja de golondrinas pecho blanco (Hirundo rustica) construye su nido en algún lugar de mi casa. Esta vez habían comenzado a hacerlo en un rincón bastante inaccesible y -como ellas y sus crías suelen hacer sus necesidades durante todo el verano-, pusimos debajo un tablero que recolectara las deposiciones. Mañana serán compost.

No les gustó el intruso, y entonces comenzaron a construír un nuevo nido más a la vista. Nuevamente pusimos el tablero debajo, jugando con los tiempos de nidificación, y prefirieron multiplicar la especie a andarse con remilgos estético/sanitarios.

Lo cierto es que esta tarde escucho piar a los pichones y sus padres.
Siempre ponen cuatro huevos, y sólo veía tres pichones.
A veinte centímetros de mi pie estaba el tercero en el suelo.
Vivo, por fortuna.

Una mínima porción de vida, un cuarto de mi mano, ya comenzando a reemplazar el plumón por sus plumas oscuras. Nada más desvalido que una golondrina en el suelo, sea cual sea su edad. La disposición de sus alas les complica el despegue. Siendo pichón su destino es -definitivamente- perecer de hambre o en el pico de un chimango o el hocico de una comadreja.

Dicen los musulmanes que una vida vale todas las vidas.
Tomé la escalera y devolví el pichón al nido.
Al rato los padres, siempre diligentes, retomaron sus ciclos yendo y viniendo con comida para la prole. Se pararon un rato en una soga tendida, mirándome.

Uno aprende a descubrir en la Naturaleza otras formas de agradecimiento.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Re-ciclar

Se equivocan los que dicen que lo reciclado está hecho de lo que ya no usamos: Está hecho de todo lo que nos acompañó y nos ayudó a vivir.

Es una celebración de las cosas, no un desprecio hacia las cosas.

Es una forma de salvarlas, y de salvarnos.

Las botellas no son sólo botellas: Son testigos de cenas compartidas por la noche, alegrías, risas, conversaciones que ya no vuelven.

Las cubiertas de los autos tienen algo de todos los viajes que hicimos a lo largo del tiempo.

Las latas dan fe de la fiesta, del día de playa, del calor de un verano.

Los muebles nos cuentan la historia de quienes los usaron.

Los objetos reciclados están hechos de todos nuestros días.

Reciclar es una forma sutil de homenajear, es como un Arca de Noé de aquello que nos ayudó a vivir.

El reciclador es el piloto de una nave que todo lo salva.

(Adaptado de Navetierra Documental Ushuaia, disponible en https://www.youtube.com/watch?v=DJmUYOsAkZY)

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Una de cangrejos

Mediatarde de principio de verano en una escollera de la Albúfera de Mar Chiquita.

Un papá exclama:
Mirá, Fran, está lleno de cangrejos! Andá a agarrar uno!” Fran baja del muelle a la orilla de la laguna y se aproxima al agua. Cuando el pibe ve a los cangrejos y sus tenazas exclama “no quiero que me pinchen!” a lo que el padre replica “Dale, no seas maricón, agarrá uno!“.- No contento con ello, el papá baja también a enseñarle a Fran cómo capturar un cangrejo y hacerse hombre(?).

No, no lo toma del caparazón. Manotea aventando el agua, cual si jugara al tenis usando al cangrejo de pelota. Parece que también tiene miedo de que “lo pinchen”, como su hijo. El primer cangrejo cae sobre la arena y corre al agua. El segundo golpea contra el paseo costanero. Imagino que no saben que están en una Reserva de Biósfera.
Y si saben es claro que no les importa.

Papá le da un palito a Fran para que saque su propio cangrejito. Desde el paseo costanero observa y comenta: “Dale, ahí! Ahí hay uno, agarralooo! Pegale! Ah, ese es grande, no te animás, cagón!”. Finalmente Fran logra sacar del agua un cangrejo. Son bichos rápidos y huyen desesperados al agua. Fran lo golpea con el palito para que se quede quieto. Una, dos, tres veces, hasta que el cangrejo escapa y se pierde en el agua.

Yo estoy en la escollera lindera, tomando mate al sol con unas amigas, entre el zen del momento y la indignación contenida, la charla deriva hacia el estudio sociológico-psicológico de la especie más peligrosa.

Fran y su papá se van. Bajo un cambio y observo.
A mis pies hay media docena de cangrejos.
Sólo dos tenían la totalidad de sus patas. “Habrán sido las gaviotas”, me digo.
Otros dos estaban regenerándolas. “Interesante especie”, me digo.
Viene un par de ejemplares más grandes e imponen orden(?) en la danza cuyo compás la marea marcaba a tantos pares de pies.
En una roca cercana, lejos del alcance de los humanos, se desarrollaban periódicos combates territoriales.

Definitivamente los cangrejos son muchos más divertidos solos, que mal acompañados…

Publicado en Anécdotas, Ideas, Sentipensares | Deja un comentario

Mensajes Cifrados

Alguien, en algún lado, decidió que la convocatoria a la Expo Empleo 2017 hablara de puestos de trabajo disponibles.

Anoche alguien se preguntaba si había sido un error que los desbordó, como usualmente pareciera sucederles. No hay errores, la precisión de esta gente es quirúrgica a la hora de mandar mensajes, aún para los errores de los que cotidianamente nos reímos.

Convocaron a 200.000 pibes desempleados no para decirles que manden el CV por mail y llenarlos de souvenirs del oficialismo, palabras de autoayuda y “talleres de primer entrevista”.

Los convocaron para mostrarnos a los que aún tenemos empleo que hay doscientos mil pibes dispuestos a ocupar nuestro lugar. No bastan los fríos números del INDEC, ni bastan las optimistas -y falaces- declaraciones de que aumentó la demanda de empleo.

Hay que mandarle a los trabajadores un mensaje claro:
“Calladitos, por la sombra y sin pretensiones, que afuera hay millones que están esperando sentarse en tu silla”

Post Scriptum 1: Que la Exposición se haya hecho en el apropiado predio de la Sociedad Rural es -también- un mensaje.
Post Scriptum 2: Ayer también se fue Susana Malcorra, como “asesora con rango ministerial”, a un exilio dorado de 10.000 euros mensuales.  Esos doscientos mil pibes cuánto tardarán en encarar las Embajadas, buscando un futuro que aquí les niegan?

Publicado en Ideas | Deja un comentario

Timba fácil para vivos sin escrúpulos

Hoy se cumple un año de la repatriación por parte del actual Presidente de 18 millones de dólares oportunamente evadidos al Fisco. La repatriación se produjo merced a una ley a su medida, que le permitió blanquearlos impunemente.
http://www.perfil.com/politica/macri-repatrio-los-18-millones-que-tenia-en-bahamas-0016.phtml

Como él mismo admitiera, colocó esa suma, convertida a pesos, en LEBACs. En ese momento la tasa ofrecida era del 37% anual. Léase que en un año obtuvo 6.66 millones de dólares de ganancia. Quisiera saber a qué plazo las licitó, pero esa es información privilegiada.

Ayer y anteayer en sendos discursos hablaba de la cultura del trabajo. Me pregunto cuántos empleos se podrían haber creado con dieciocho millones de dólares. Pero no, la timba financiera reditúa más.

El chiste es que en la timba uno corre riesgos. Pero si manejás al croupier y al cilindro, si das cartas marcadas, si usás dados cargados, los riesgos no existen. La timba se vuelve trampa para la gilada y negocio para los vivos.

Y si es uno el que hace -y le votan- las leyes a su medida, es uno el que fija las tasas, el que dispone las devaluaciones, el riesgo es cero, el rédito final increíble.

Seguramente dirá, muy suelto de cuerpo, que el país “no ofrece garantías para seguir invirtiendo” cuando agarre lo que trajo y se lo vuelva a llevar, blanqueado y multiplicado “legalmente” al exterior…

Y nos miraremos todos con vergüenza y diremos “…qué país de mierda, pobre hombre, no puede invertir acá porque somos financieramente inseguros…”

Publicado en Ideas | Deja un comentario